Violadas, embarazadas y torturadas: mujeres botín de guerra en la dictadura de Pinochet

Voiladas en dictadura
Una mujer representa durante una protesta la tortura contra las mujeres en Chile / Archivo La Cuna Films (Captura YouTube)

Casi todas las mujeres que fueron torturadas en Chile desde el golpe de Estado del 11 de septiembre 1973 –hace 46 años–, sufrieron también violencia sexual, sin distinción de edad. Al menos unas 316 fueron violadas, entre ellas 11 que estaban embarazadas.

Del total de las víctimas que declararon en la Comisión Nacional sobre Prisión Política y Tortura entre 2003 y 2004 un 12,5% eran mujeres (3.399). De ellas, 229 esperaban un hijo y algunas lo perdieron; otras dieron a luz tras ser violadas por sus torturadores, y muchas pasaron por unas sofisticadas y recurrentes torturas sexuales que incluían agresiones físicas y vejaciones en las que se hacía partícipe a padres y hermanos.

«De acuerdo con los testimonios, las violaciones hétero y homosexuales se cometieron de manera individual o colectiva. En algunos casos se denunció, además, que dicha violación se produjo ante familiares, como un recurso para obligarlos a hablar», señala el informe de la comisión de hace 15 años, que recuerda ahora el libro Así se torturó en Chile (1973-1990), del periodista Daniel Hopenhayn, donde se recogen los principales pasajes y se explican los antecedentes históricos de la tortura practicada en Chile en la dictadura de 17 años de Augusto Pinochet, reseñó el diario El País, de España.

«La violencia sexual sobre las mujeres fue furiosa, desquiciada», indicó Hopenyein. «Hay escenas simplemente inexplicables, que desbordan nuestra imaginación sobre la condición humana», señaló el periodista, que considera que el informe Valech –como se conoció el escrito, por el obispo Sergio Valech, quien presidió la comisión–, «es un documento histórico extraordinario que, además, está muy bien escrito». «Pero su propia exhaustividad −tiene más de 500 páginas− ha limitado su universo de lectores, relegándolo a un estatus de mamotreto institucional», dijo.

El autor explica que, por lo tanto, a 15 años de su publicación original, se consideró que «era un buen momento para difundir en un formato más accesible los pasajes que más importa proteger, no solo del olvido, sino incluso de las inercias de una memoria oficial».

Si quiere conocer más, consulte El País.

Marcelo Ebrard

México pide a EEUU que frene el tráfico de armas a cambio de haber reducido el flujo migratorio

Torres gemelas

BBC: por qué la CIA no detectó los ataques contra las Torres Gemelas el 11Sep